Aerogeneradores y energía minieólica para vivienda

Minieólica

Si bien sabemos mucho sobre la energía solar y cómo aprovecharla a nivel doméstico, lo cierto es que poco sabemos de la energía eólica y las formas que existen de aprovecharla a nivel de vivienda.

En este artículo vamos a hablar de los aerogeneradores y de su adaptación doméstica, la energía minieólica.

Es aquella que aprovecha de la energía del aire gracias a generadores de una potencia menos a cien kilovatios y cuyas palas no cubren una superficie superior a doscientos metros cuadrados.

Gracias a la energía minieólica, una vivienda es capaz de alcanzar el autoconsumo eléctrico, puesto que la energía que se obtiene gracias a estos aerogeneradores se emplea para cubrir las necesidades básicas de una vivienda, no para comercializar con ella.

La principal ventaja de la energía minieólica es que es una energía renovable y, por lo tanto, nos permite acabar con las facturas de energía de la vivienda y, de paso, reducir la contaminación.

Componentes de un aerogenerador de minieólica

  • Rotor: es el encargado de transformar la energía cinética del viento en energía mecánica.
  • Generador eléctrico: se acopla de manera mecánica al rotor y transforma la energía mecánica en electricidad.

  • Timón o aleta de cola: se encarga de orientar el molino.

  • Soporte o torre

  • Inversor o convertidor de carga: adapta la energía que se genera en un tipo que pueda consumirse en la vivienda

  • Limitador de potencia: se encarga de regular la velocidad

Modelos de aerogeneradores

La potencia suministrada un aerogenerador depende del número y diseño de las palas que forman el rotor y también del área barrida por ellas.

De forma general, podemos distinguir entre dos tipos de aerogeneradores:

  • Eje horizontal: el rotor se encuentra orientado en la dirección de incidencia del viento (delante de la torre) o en la dirección dominante del viento (detrás de la torre). En el primer tipo de turbina eólica se necesita un sistema de orientación y el segundo es auto-orientable. Son más eficientes y económicos.
  • Eje vertical: se encuentran siempre orientados a la dirección predominante del viento. Su eficiencia es menor y cuestan más.

Aspectos a tener en cuenta

Saber si en tu zona hay viento suficiente para que merezca la pena la inversión. Para ello es bueno mirar el Atlas Eólico de España de la página web del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE).

Saber si se tiene suficiente espacio para toda la instalación. Si se puede instalar la torre y que funcione sin chocar con ningún obstáculo que impida una buena circulación del viento.

Si la instalación podrá generar la electricidad necesaria para mi vivienda.

Hay que saber si en tu zona está permitida la instalación de este tipo de sistemas.

Aerotermia

Mencionamos la aerotermia, no porque sea un tipo de aerogenerador, sino porque también aprovecha la energía que se encuentra en el aire, en este caso el calor.

Se trata de una tecnología capaz de extraer hasta un 75% de la energía del aire para usarla en la obtención de climatización o agua caliente mediante un solo equipo.

El único consumo eléctrico que se requiere es el que necesita el motor del compresor para funcionar.

Si bien no permite crear electricidad, por lo que no permitirá nunca el autoconsumo, lo cierto es que para obtener climatización y agua caliente se ha convertido en una opción mucho más ventajosa que la electricidad o los combustibles. Primero porque es en parte renovable y contamina menos y, segundo, porque suele ser un 25% más barato que el gas natural y hasta un 50% más barato que el gasoil.

Si te ha gustado, por favor ayúdanos a difundir el contenido haciendo click en los siguientes botones. Muchísimas gracias!!